Qué es el intercambio de datos fiscales automático explicado de forma sencilla - PSF Consultoría empresarial

  Inicio/Blog/Impuestos en Andorra/Qué es el intercambio de datos fiscales automático explicado de forma sencilla

Qué es el intercambio de datos fiscales automático explicado de forma sencilla

Todas las personas tienen el deber de responder a las obligaciones tributarias de su país de residencia. Luego, dependiendo de la nación que sea, estas serán mayores o menores. Para comprobar que las declaraciones a las agencias tributarias incluyen todos los ingresos y hechos imponibles afectos al impuesto, los países firman tratados para intercambiar datos. De esta manera, los estados disponen de toda la información sobre el individuo y sus ingresos.

 

Había –y hay- países que se negaban a hacer estos intercambios. Eran los conocidos como paraísos fiscales. En ellos era –y es- posible ocultar dinero sin declarar, lo que se conoce como defraudar a Hacienda. No obstante, esos tiempos se están terminando. Es cierto que siempre quedará algún lugar opaco, pero la tendencia es a integrarse en el sistema internacional. Andorra ha emprendido esta ruta y hace unos años dejó de ser paraíso fiscal.

 

Estos intercambios de información se podían hacer de diferentes maneras, según el acuerdo. Lo normal es que en un inicio se realicen bajo demanda y, con el tiempo y la confianza entre los países, pasen a ser automáticos.

 

Bajo demanda significa que el país de residencia solicita al tercero unos datos. Esto puede hacerse generalmente si hay orden judicial o de una manera más ágil, dependiendo del acuerdo.

De manera automática quiere decir que los datos pasan de un país a otro sin necesidad de un proceso de petición previa. Es decir, los datos de los residentes en el país A se transmiten desde el país B sin una petición previa. Por lo tanto, si un inspector los necesita, puede entrar a la base de datos y consultarlos directamente como si hubieran sido generados en el país A, sin necesidad de realizar un proceso de solicitud y esperar a que le lleguen. Es la vía que se está imponiendo en la actualidad.

 

Obviamente, si la Agencia Tributaria se pone a cruzar datos para detectar fraudes fiscales, sólo podrá hacerlo masivamente si se comparten de manera automática. De lo contrario, tendría que ir haciendo peticiones caso por caso, por lo que es más difícil “pillar” a los evasores usando software para detectarlos. Hasta la fecha, los países solían ser bastante reticentes ante las peticiones de información, que se volvían eternas y discrecionales.

 

Así pues, está planeado que el próximo mes de septiembre en Andorra el intercambio de datos fiscales deje de ser bajo demanda y pase a ser automático con 41 países, que se irán ampliando hasta llegar a 80 en 2020.

 

consultoria gratuita
About the Author

Licenciado en Publicidad y Relaciones Públicas por la Universidad de Alicante y Técnico Superior de Artes Plásticas en Gráfica Publicitaria por la Escuela de Artes y Superior de Diseño de Alicante. Su andadura laboral ha girado siempre en torno a la comunicación corporativa. Empezó en el sector cultural, donde se dedicaba sobre todo a las RR.PP. mediante la confección de agendas culturales y eventos promocionales. Luego cambió al sector industrial, en el que ha realizado la comunicación e identidad corporativa de varias empresas como freelance. 

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.